Crear Memoria…ReCrearMe

Soy lo que puedo recordar.

Se dice que somos aquello a lo que le prestamos atención.

Y es verdad… pero no del todo… Somos sólo lo que guardamos/retenemos de aquello sobre lo que enfocamos la atención.

Claro que si enfocamos repetidas veces sobre algo lo acabaremos memorizando.

Cada vez que enfocamos la atención sobre algo se crea un trazo de memoria, un esbozo. Si nunca más lo vemos, y sobre todo si nunca más lo traemos al foco de atención, lo acabaremos olvidando.

El olvido, en su definición más biológica, no es más que un proceso metabólico: las uniones neuronales que guardaban ese recuerdo se disuelven.

Por el contrario, el repetido enfoque sobre el recuerdo lo graba más, lo comienza a interconectar con otros trazos de memoria y así crear una comprensión, una interpretación, un hábito de percepción sobre ese trazo, un entramado de memorias.

Un recuerdo es una interpretación, una comprensión, y por eso cambia tanto. Un recuerdo no se graba en piedra, se graba en carne, y nuestra biología se regenera constantemente.

La etimología de la palabra memoria, en su raíz proto-indoeuropea «(s)mer», tiene relación tanto con la mente como con el cuerpo (la carne). Recordamos con la mente y con el cuerpo; pensamos con la mente y con el cuerpo. Somos memoria encarnada. Somos memoria en constante estado de remembrarse, rememorarse, repensarse, recrearse.

Por lo tanto, para armar un recuerdo (o dicho de otra forma, para aprender algo) hay que:

  1. Prestar atención a la información (aislar los elementos a ser interpretados)
  2. Comprender el sentido de esa información (armar una interpretación)
  3. Contextualizar la información en un marco más amplio (interconectar la memoria con mis otras memorias… hacer una interpretación global de todas mis otras memorias con esta)

Recién cuando logro el paso 3 es que puedo llamarme un «experto» en la materia, o dicho de otra forma, recién cuando el recuerdo es parte inseparable de mis entramado total, cuando ha sido influido por todos mis recuerdos y a su vez influyó sobre todos (aunque no me de cuenta consciente de esto) entonces ya SOY (con) ese recuerdo.

El «¡aha!» de la comprensión no es lo mismo que la integración.

La comprensión de un nuevo concepto ayuda a crear memoria, porque la integra al entramado de conceptos ya existentes en mí en un nuevo concepto más abarcativo. Sin embargo, comprender algo no significa que luego pueda fácilmente traerlo del archivo de mis memorias cuando lo necesite.

La práctica hace al maestro.

El «¡aha!» es sin duda necesario para armar el concepto pero para grabarlo es necesario recordarlo, repasarlo, practicarlo, utilizarlo.

Es la práctica la que afianza las conexiones neuronales entre el nuevo concepto y mi red de conceptos previos; es la práctica la que «teje» este nuevo concepto dentro del tapiz de mis conocimientos pre-existentes.

Soy mi práctica.

Soy lo que practico, soy lo que repito, soy lo que hago.

Si quiero realmente aprender algo, integrarlo, debo practicarlo, y no sólo en situación de «laboratorio», en condiciones controladas… debo llevar la práctica a la vida. Recordar, o sea practicar, los conceptos y procesos que quiero integrar fuera de mi lugar habitual de estudio los vuelve independientes, los vuelve parte mía en todos lados, no sólo en mi lugar de práctica formal.

Lo anterior aplica para todo lo que quiera apre(he)nder, sea esto un nuevo idioma, una nueva forma de respirar o de organizarme posturalmente, una actitud.

La práctica hay que sacarla del salón de clase… hay que vivir la práctica, porque sólo así podrá integrarse a mi vida, necesita mezclarse, integrarse con todos los ambientes en los que me muevo.


Artículo inspirado en el cuarto capítulo del libro A Mind For Numbers: How to Excel at Math and Science (Even If You Flunked Algebra) de Barbara Oakley, Ph.D.

Image credit: Photo by Tanya Nevidoma on Unsplash


Posts de mi página de Facebook @victoriastanhamsomatosofia relacionados a este artículo:

Los "fragmentos" o "trozos" conceptuales son "saltos" mentales (interpretaciones) que unen diferentes bits de…

Gepostet von Victoria Stanham – SomatoSofía am Freitag, 7. Juni 2019
Estamos hechos de memorias, y las memorias son interpretaciones… y por eso las memorias cambian aunque los supuestos hechos originales no hayan cambiado.
También quizás por eso todos recordamos un mismo evento de distinta forma…
Incluso podría decirse que no existen los «hechos objetivos», porque no vemos las mismas cosas. Cargamos nuestras memorias que tiñen nuestra forma de ver los hechos presentes…
Somos un fractal inacabable, inabarcable, incomprensible y fascinante. Somos un caleidoscopio que se reconfigura totalmente con cada giro sin perder nada de su profundidad transformada.

Creando Comprensión = AprendiendoPara crear un "fragmento" conceptual se requieren 3 pasos básicos:1. Enfocar la…

Gepostet von Victoria Stanham – SomatoSofía am Montag, 10. Juni 2019
Aprender se da en 3 pasos:
1. Enfocar la atención sobre los datos a aprender
2. Comprender la idea (ver el patrón que une los datos en un todo coherente)
3. Contextualizar la idea (ver cómo y dónde se integra la nueva idea en mi matriz pre-existente de conocimientos)

Competencias IlusoriasPreparando une examen, es fácil creerme que me sé el material, que lo domino, simplemente porque…

Gepostet von Victoria Stanham – SomatoSofía am Mittwoch, 12. Juni 2019
¿Lo sé o simplemente lo tengo fresco en la memoria?
¿Cuál es la diferencia?
Si lo acabo de leer, me puede parecer que lo sé. Si me lo acaban de enseñar, me puede parecer que lo sé.
Pero saber, realmente saber, es poder hacerlo, pensarlo, usarlo sin la fuente cerca para beber.
Saber es ser fuente; es tener el conocimiento tan integrado que no me doy ni cuenta que lo estoy usando, porque ya es mío, es parte de mí, soy yo.
Saber, realmente saber, es cuando hacemos algo tan automáticamente que cuando nos preguntan cómo lo hicimos, no sabemos de lo que nos están hablando.
Y allí arranca una nueva vuelta del saber… ¿qué sé? ¿cómo lo sé? ¿cómo te lo enseño?
Saber es ser fuente, es dar para beber a otros porque simplemente emana de uno naturalmente, sin pensarlo, sin tratar.
Enseñar… enseñar no es dar agua. Enseñar es explicar cómo uno se convierte en fuente, es tener que repensarse para darse totalmente.

Competencia Ilusoria y Fragmentos ConceptualesPara armar un fragmento conceptual el primer paso es enfocar la atención…

Gepostet von Victoria Stanham – SomatoSofía am Freitag, 14. Juni 2019
Es difícil estudiar…
¿Quien no subrayó con flúo todo el libro y lo dio por «resumido»?
¿Quién no leyó y re-leyó apuntes y los dio por «memorizados»?
¿Quién no fue a clase alguna vez y prendió la grabadora en vez de sacar apuntes, y después los «escuchó» mientras hacía otra cosa y dio la cosa por «aprendida»?
Siendo culpable de todos esos errores, a los ponchazos aprendí que las cosas se aprenden cuando pasan por el cuerpo de uno… para aprender hay que poner el cuerpo.
Resumir es decir en mis propias palabras lo que entendí (e interpreté) era la idea central de lo que leí o escuché.
Memorizar es poder traer del archivo de la memoria cualquier concepto estudiado, sin necesidad de tener la fuente original presente.
Y se saca apuntes con la mano, preferentemente en papel (y no en digital) e in situ (porque el ambiente es parte del fenómeno).

Un fragmento conceptual se teje de una comprensión.Sin embargo, si no es subsecuentemente reforzado, puede…

Gepostet von Victoria Stanham – SomatoSofía am Montag, 17. Juni 2019
Usar y re-usar. Hacer y re-hacer. Conocer y re-conocer. Interpretar y re-interpretar. Crear y re-crear.
Repetir no es hacer lo «mismo» devuelta.
No se bebe del mismo río dos veces.
No se tropieza con la misma piedra, porque no es la misma persona la que tropieza, el tropiezo no es igual, y la piedra también vivió lo suyo entre tus dos encuentros.

Si quieres realmente aprender algo, y poder utilizarlo cuando quieras, debes poder recordarlo y reproducirlo en…

Gepostet von Victoria Stanham – SomatoSofía am Mittwoch, 19. Juni 2019
La práctica hay que sacarla del salón de clase y aplicarla en otros contextos. No sólo porque así se afianza el conocimiento, sino porque así crece el conocimiento. Cuando sacamos algo de su contexto habitual y lo hacemos interactuar con otros factores, vemos su real potencial, sus aristas ocultas, sus virtudes inesperadas, y sus carencias ineludibles.

Intercalar vs. SobreAprender"Intercalar" es abordar diferentes tipos de problemas que requieren diferentes habilidades…

Gepostet von Victoria Stanham – SomatoSofía am Freitag, 21. Juni 2019
Sobre-Aprender las técnicas: automatizar
Intercalar las prácticas: comprender
Repasar lo aprendido: memorizar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *